Argentina exhibe al Tri con un 4-0 – Proceso

CIUDAD DE MÉXICO (apro).- Una contundente Argentina goleó a México (4-0) para quitarle el invicto de 11 juegos al representativo nacional que dirige el argentino Gerardo “Tata” Martino, en el segundo partido amistoso de esta fecha FIFA.

Con esta primera sacudida al ciclo de Martino, México ya acumula 15 años sin derrotar a la selección albiceleste desde su triunfo (1-0) en 2004.

Argentina no contó con su estrella Lionel Messi, sancionado por la Confederación Sudamericana de Futbol (Conmebol). Sin embargo, apareció un inspirado Lautaro Martínez que convirtió tres goles –a los 16, 21 y 38 minutos- para evidenciar las debilidades de la zaga defensiva, en la que Néstor Araujo y Carlos Salcedo contribuyeron en gran medida al tropiezo tricolor en San Antonio, Texas.

Leandro Paredes, de penalti, colaboró a la goleada de los argentinos a los 32 minutos al definir a la derecha del guardameta Guillermo Ochoa.

Antes de la debacle, Raúl Jiménez reclamó un claro penal de la defensa argentina, por manos dentro del área a los 5 minutos, que no concedió el árbitro hondureño.

Lautaro clavó el primero de sus goles a los 16 minutos, cuando México, con su equipo estelar, dominaba el juego. El argentino recibió el regalo de Araujo, gambeteó entre cuatro defensas mexicanos y definió de zurda con un remate pegado al poste izquierdo de Ochoa.

Todavía, México volvió a tener el control del partido, pero otra equivocación de la defensa abrió la puerta del segundo gol de Lautaro Martínez en menos de cinco minutos.

El tercer gol de los sudamericanos llegó por medio de un penalti –mano de Salcedo dentro del área- que Leandro Paredes convirtió con potente remate a la derecha del portero mexicano.

Pese a los goles, Argentina no parecía tan superior. Para entonces, la contundencia de los sudamericanos marcaba la diferencia, hasta que otro yerro defensivo en el que participó Araujo de nueva cuenta –se volvió a regalar al delantero-, permitió a Lautaro su tercer gol de la noche y el cuarto de los argentinos ante un México totalmente rebasado, al extremo que por momentos revivió la goleada de 7-0 de Chile del 18 de junio de 2016, que quedó registrada como una fecha negra en los anales de la selección tricolor.

Lautaro fue sustituido en la parte complementaria por Paulo Dybala, y México respiró aliviado. Un remate lejano de Rodrigo de Paul a los 50 minutos fue rechazado por Guillermo Ochoa, en la acción más peligrosa del segundo tiempo.

El resto fue un juego insulso y ríspido entre dos equipos que decidieron no arriesgar más.

En medio de un desorden táctico, México no consiguió elaborar una acción real de peligro sobre el arco rival en 90 minutos. Apenas un remate de Lozano, a los 92′, fue rechazado a tiro de esquina por el portero Andrada.

Comentarios





Fuente

Advertisements