Advertisements
Saltar al contenido

Huérfanos de Brooklyn, el proyecto más ambicioso y arriesgado de Edward Norton para HBO

octubre 17, 2020


#Huérfanos #Brooklyn #proyecto #más #ambicioso #arriesgado #Edward #Norton #para #HBO

Huérfanos de Brooklyn, el segundo largometraje como director del actor tres veces nominado al Óscar Edward Norton, en el que se aventura con el género del cine negro.

Por Alfredo Galindo

Saltillo, 17 de octubre (Vanguardia).- El sábado pasado se estrenó en HBO una película que, aunque se anunció mucho en salas de cine, no alcanzó a exhibirse y desde hace poco también está disponible a la renta en Cinépolis Klic.

Nos referimos a Huérfanos de Brooklyn, el segundo largometraje como director del actor tres veces nominado al Óscar Edward Norton luego de haber debutado con buena aceptación hace justo dos décadas en la silla del director a través de la comedia romántica Divinas Tentaciones (Keeping the Faith), del año 2000, misma que protagonizó junto al también actor y director Ben Stiller y la actriz Jenna Elfman, entre otros más.

Con Huérfanos de Brooklyn, Norton se aventura en un proyecto más ambicioso y arriesgado puesto que no solo se trata de una película de época sino del género del film noir o cine negro en la tradición de clásicos como Barrio Chino (Roman Polanski, 1974) pero en este caso se desarrolla en la década de los 50 como su título lo sugiere en el corazón de Nueva York teniendo a un protagonista muy peculiar llamado Lionel Essrog (Norton), un detective privado que padece el síndrome de Tourette que lo hace sufrir de manera recurrente una especie de espasmo producido por el sistema nervioso, y por lo mismo ha recibido el apoyo y cobijo de su mentor, el detective Frank Minna (Bruce Willis), de quien ha seguido sus pasos en el despacho donde ambos trabajan.

Sin embargo, en medio de uno de sus casos, Minna es asesinado casi en presencia de Lionel, por lo que este se propone a pesar de la sorpresa de sus demás compañeros en dar con los asesinos y resolver ese crimen sin saber que lo llevará a desentrañar una red de corrupción que llega ahora sí que “hasta las mejores familias” y los altos niveles de la política de una progresista ciudad de Nueva York en vísperas de elegir a su nuevo concejal.

Casi 25 años después de haber debutado con el pie derecho en la actuación con el trabajo que le valió su primera nominación al Oscar como Mejor Actor de Reparto de 1996 por el thriller La raíz del miedo, de Gregory Hoblit, y una filmografía a la que agregó otras dos merecidas nominaciones al Mejor Actor de 1998 por Historia Americana X, de Tony Kaye y al Mejor Actor de Reparto del 2014 por Birdman, de Alejandro González Iñarritu, Edward Norton no deja de sorprender ya que, además de en esta ocasión además de dirigir y actuar, también produce y escribió el guion adaptado de la novela del mismo título original de Jonathan Lethem, y quizás por ello es que se esperó casi dos décadas en volver a tomar un proyecto tan elaborado como este.

Quizás por ello es que aunque en general la película cumple, y está sostenida además de la actuación protagónica de Norton, por la de primeros actores como los también nominados al Oscar Alec Baldwin y Willem Dafoe o una música que recrea el ambiente de clubes de jazz de la época en la que se desarrolla la historia que le valió una nominación al Globo de Oro a su compositor Daniel Pemberton, entre otros elementos destacados, bellas imágenes del director de fotografía también nominado al Oscar Dick Pope (El Ilusionista; Mr. Turner) contrastan de pronto con otras más planas dentro de la misma narrativa de la historia, así como la propia interpretación de Norton que de pronto también se nota desbalanceada, sin estar peleadas con un resultado final satisfactorio para quienes gustan del género.

Leer:  Una niña de 12 años es abusada y asesinada por un sujeto en Coahuila; la policía lo detiene

ESTE CONTENIDO ES PUBLICADO POR SINEMBARGO CON AUTORIZACIÓN EXPRESA DE VANGUARDIA. VER ORIGINAL AQUÍ. PROHIBIDA SU REPRODUCCIÓN.



Fuente

Advertisements