Liberar ductos, una responsabilidad del Gobierno

tras combate al huachicolx revisarxn ductos de pemex en altamar.jpg 673822677 - Liberar ductos, una responsabilidad del Gobierno


KevinMiranda

México.- El Presidente Andrés Manuel López Obrador reconoció que es responsabilidad del Gobierno federal resolver los conflictos sociales que mantienen detenidos los gasoductos con los que se debería entregar combustible a la Comisión Federal de Electricidad (CFE).

Ayer, la CFE denunció que las empresas Carso, EInnova y TransCanada mantienen parados los ductos y, pese a ello, cobran millones de pesos al Gobierno gracias a las cláusulas contempladas en «contratos leoninos» firmados en el Gobierno de Enrique Peña Nieto.

En respuesta, Carso Energy explicó que el proyecto ha sido interrumpido en las comunidades, en 16 tramos, que suman 86 kilómetros y que han retrasado la conclusión de los 620 kilómetros que consta el ducto.

expertos defienden termoelxctrica propuesta por amlo x2x.jpeg 1899421424 - Liberar ductos, una responsabilidad del Gobierno
Andrés Manuel López Obrador. Foto: Cortesía

Cuestionado al respecto, el Mandatario reconoció que el problema es responsabilidad de la Administración federal, pero culpó a las condiciones establecidas en los contratos.

En efecto, es una responsabilidad del Gobierno el que se liberen los tramos, porque así se estableció en el contrato, porque el contrato es leonino, acusó.

El tabasqueño consideró que el Gobierno y hasta las propias empresas debieron hablar con las comunidades donde se impide la operación de los ductos, para solucionar el problema, evitar el gasto inútil de recursos públicos y hasta limpiar su conciencia.

«Ahora nosotros vamos a pedir a los que están impidiendo la construcción de estas obras, a explicarles lo que nos está costando, lo que debió hacer el Gobierno anterior, incluso las mismas empresas, darlo a conocer», expuso.

«Decir: estoy cobrando y me siento mal, ya no puedo ir a los templos, no puedo ir a la iglesia, tengo problemas de conciencia, quiero estar bien conmigo mismo, quiero estar bien con mi conciencia, quiero estar bien con mi prójimo y estoy exhortando al Gobierno para que intervenga y ayude, para que no se esté pagando tanto del dinero del presupuesto».

El Presidente reconoció que carece de elementos de carácter jurídico para obligar a las empresas a renegociar las condiciones de los contratos, por lo que adelantó que el Gobierno seguirá cumpliendo con los pagos.

Además, anunció que visitará los lugares donde se han presentado conflictos para hablar con la población sobre este problema, tal y como lo hizo el domingo en Morelos, donde se pretende poner en operación una termoeléctrica.

«No es un asunto legal. En el caso de la ley, nosotros vamos a cumplir, ni modo. Si sigue parada la obra, vamos a seguir pagando, nada más que lo quería yo dejar de manifiesto, para hacer un llamado a los que tienen detenidas estas obras y decirles que voy a ir allá a hablar con ellos, como lo hice en el caso de Cuautla», afirmó.

«En el asunto legal, vamos a cumplir, si sigue parada la obra, vamos a seguir pagando. Está claro, no vamos a suspender contratos. Nada por la fuerza, todo por la razón y el derecho. Si hay algunos empresarios que quieran ayudar, son bienvenidos. Si no, no se preocupen, nosotros vamos a hacer lo que nos corresponde».

En el tema de los contratos, López Obrador adelantó que no habrá sanciones contras las empresas que no colaboren.

No somos leguleyos, este es un asunto de Estado y tiene que ver con la moral de quienes formamos parte de la sociedad mexicana, no es un asunto legal, refirió.

«Que nadie se espante, que nadie se inquiete, que nadie se ponga nervioso, se van a respetar los contratos porque son compromisos que se firmaron en situaciones muy especiales».

Por otro lado, reconoció que el Gobierno no está en condiciones de enfrentar a los abogados de las grandes empresas, porque el tema tendría que ser litigado hasta en tribunales internacionales.

En esta nota:





Fuente

Advertisements