Advertisements
Saltar al contenido

Test de virginidad en niñas y mujeres indigna en Nueva York

diciembre 5, 2019
test de virninidad crop1575580936466.jpeg 673822677 - Test de virginidad en niñas y mujeres indigna en Nueva York


EFEAgencias

Nueva York.- “El test de virginidad es humillante, es una forma de violencia, de control contra las niñas y las mujeres”, declaró hoy a Efe la congresista de Nueva York, Michaelle Solages, que ha presentado una ley para prohibirlo después de que el rapero T.I. asegurara que obliga a su hija a realizarlo.

Clifford Harris, el nombre real de T.I., aseguró en una reciente entrevista que lleva a su hija Deyjah, de 18 años, una vez al año al ginecólogo para que le practiquen una prueba de virginidad.

El cantante, de 39 años y originario de Atlanta, explicó con total naturalidad cómo lleva a su hija al médico desde que esta cumplió 16 años, para que le realicen esta prueba, lo que desató una oleada de críticas en Nueva York.

Ver al rapero Clifford Harris hacer eso me empujó a presentar esta propuesta de ley, a nivel estatal, porque necesitamos parar esto, dijo.

“Cuando una persona con prestigio o poder hace esto, cuando alguien con dinero como T.I. está haciendo esto, tenemos que ser conscientes de que podría ser algo común entre gente de cualquier condición, raza o religión”, insistió la legisladora del estado neoyorquino.

ginecologo.jpg 657678749 - Test de virginidad en niñas y mujeres indigna en Nueva York
Test de virginidad. Foto: Pixabay

Para Solages, el hecho de que T.I. sea un “influyente” agrava la situación, porque puede haber gente que quiera imitarlo.

“Él es un influyente y si viste unos zapatos nuevos o una camisa nueva, la gente va y los compra en masa. (…) Él está aprobando algo de lo que deberíamos alejarnos. (…) Estamos en una sociedad moderna, en la que las mujeres no son una propiedad, las mujeres son seres humanos, somos iguales”, insistió la legisladora con vehemencia.

Leer:  VIDEO: Una araña sorprende a joven mientras realizaba una videollamada en el Reino Unido

La propuesta de Solages, que no será presentada hasta que concluya el parón vacacional navideño de la Cámara Legislativa estatal el próximo enero, determina la retirada de la licencia profesional a cualquier facultativo que lleve a cabo esta práctica en una instalación médica.

Asimismo, el “test de virginidad” llevado a cabo fuera de un hospital o una clínica será considerado como “una agresión sexual”, porque, según insiste con indignación la legisladora, el “himen se puede romper realizando una actividad diaria, montando en bici, poniéndose un tampón o haciendo gimnasia, y hay mujeres que nacen sin él”.

“Ahora mismo no hay una ley, no hay nada en los libros, esto está pasando y una joven o una mujer no tienen los recursos, no tienen la capacidad de luchar contra esto”, agregó, antes de insistir en que la nueva ley solucionará este vacío legal.

Solages, del Partido Demócrata, se muestra confiada en que su propuesta será aprobada ya que, según dice, ha encontrado, hasta el momento, tanto el apoyo de congresistas de su agrupación como del Partido Republicano, minoritario en el Congreso del estado de Nueva York.

“Podríamos pensar que esta es una cuestión que parece que podría ocurrir en otro lugar, fuera de Estados Unidos, pero, de hecho, está ocurriendo aquí mismo, en nuestro estado y en nuestro país”, insistió.

Organismos de Naciones Unidas como ONU Derechos Humanos, ONU Mujeres y la Organización Mundial de la Salud han instado a acabar con las pruebas de virginidad y los exámenes ginecológicos realizados “en la creencia de que permiten determinar si una mujer o niña ha tenido relaciones sexuales vaginales”.

Leer:  Médicos y enfermeras de 90 países reclaman a gobiernos invertir ya en la salud y en medio ambiente

La ONU indica que estos chequeos se han documentado en al menos 20 países de todas las regiones del mundo y que “las mujeres y las niñas son sometidas a ellas, a menudo forzosamente, por varias razones, a veces a petición de los padres o de posibles pretendientes, para determinar si son aptas para el matrimonio, o de empleadores para determinar si son aptas para el empleo”.



Fuente

Advertisements